¿Las películas de superhéroes están matando a las tiendas de comics?

Ayudanos a continuar generando contenidos buenos y originales, compartiendo nuestro trabajo

El cine de superhéroes no es reciente ni nuevo. De hecho, lleva mas tiempo de presencia en los cines que lo que imaginamos. Un ejemplo podría ser las famosas películas de Superman protagonizado por el carismático Christopher Reeve, personaje que encarno por 3 películas y que se ganó el corazón de millones. Y si bien, este caso es muy conocido, no fue el primero de su calaña.

En 1951, una película llegaba a cines con el nombre “Superman contra los hombres ratones”. George Reeves era el primero en enfundarse el traje del mítico superhéroe en la gran pantalla de DC Comics.

Con este preámbulo, se podría decir que el cine de superhéroes tiene cerca de los 70 años de vida entre nosotros. Últimamente, este genero se hizo mas ambicioso, mas grande y que se llevará a más audiencias y más masas. En 2008 llegaba a los cines una película producida por Marvel Studios en compañía de Paramount, daban el banderazo con su universo cinematográfico con Iron Man, protagonizada Robert Downey Jr. Lo que los llevó a recaudar la significante cifra de 585.3 millones de dólares. Nada mal para iniciar lo que sería el universo cinematográfico mas grande, famoso y exitoso de todos los tiempos. Posteriormente se les uniría el ratón mas famoso del mundo y esto lo exponenciarían al máximo.

El hecho de que, con los años, las grandes casas productoras que tienen los derechos de los más grande superhéroes de todos los tiempos bombardearan con películas de este clase, significo una presencia importante de los héroes y villanos en la cultura pop y que cosas que antes eran casi un tabú entre la sociedad, como la marginación de los lectores de comics por la misma persona, o los considerados geek y frikis eran mal vistos por la misma colectividad, ahora mas que nunca esta mejor visto y más aceptado que antes.

Pero, más allá de las ganancias fructíferas de las compañías al meter 3 o 4 películas por año de superhéroes, el otro nicho, el de los lectores, se ha visto mas opacado que el visual. Y esto no es nada bueno para ninguna de las 2 partes.

La creación de las películas está basado enteramente a un 100% en historias que ya se han contado en comics. La creación del héroe, su aceptación en su sociedad y su travesía para demostrar su valor son conceptos que llevan en revistas desde hace más de 80 años. Por poner un ejemplo muy sugerente, el origen de Superman se dio en el Action Comics #1, en 1938, y que es un conocimiento base y que sigue firme al día de hoy.

Con este antecedente, uno podría decirse que las compañías como Marvel o DC Comics tendrían un éxito asegurado en sus publicaciones, pero nada podría estar más fuera de la realidad. En 2009, Disney compró a Marvel por 4000 millones de dólares, y esto fue debido a que Marvel estuvo en bancarrota unos años antes, esto debido a la “burbuja de la industria de los comics”… Por muy sorprendente que suene, también hubo una crisis en este sector y el afectado a finales de los 90’s fue la famosa casa de las ideas.

Por su parte, DC Comics estaba en el emporio de Warner desde 1976. Actualmente, WarnerMedia es la dueña absoluta de todo lo que tiene que ver con DC, que a su vez, AT&T es duela de Warner y todo su catálogo, subdivisiones y sellos. Así que, viéndolo desde el lado financiero, ¿cuánto, de todo el dinero generado al mes, o al año, que se van a sus barcas, son generados en el ámbito literario, en el ámbito editorial? Muy, muy poco.

Si bien, el boom del cine de superhéroes tiene relativamente poco, las editoriales han sufrido para poder lograr remuneración a las historias que nos vienen contando desde hace años. Y no es para menos, con estas superproducciones y al público dirigido, es difícil enganchar en una revista a las generaciones más pequeñas, que buscan acogida en las funciones de media noche o que inundan los cines con su presencia. Desde el 2012, las tiendas de comics vienen reportando un incremento sustancial de material que se queda, que no se compra y no recogen. Básicamente, están reportando perdidas en sus ganancias, y mucho tiene que ver el cine de superhéroes en todo esto, ya que, a pesar de que son los mismos personajes los que se muestran en una pantalla  gigante o en una hoja de revista, no es el mismo impacto, y todo tiene que ver también con el fomento a la lectura.

Actualmente en México, hay varios negocios que tienen que ver con comics y figuras, pero la única tienda especializada y la más reconocida de México, Fantástico Comic, con presencia en 4 estados y mas de 6 tiendas, tenía que decir adiós a una, ya que después de meses cerrados, no pudieron seguir costeando los gastos que toda empresa lleva y que se tienen que cortar hilos de suministros de dinero para poder seguir respirando.

Cuando un ejemplar de comic se vende muy bien, se viene reportando entre unos 20,000 a 30,000 ejemplares vendidos. Si por ejemplar de 24 páginas el precio fuera de 3.99 dls, sus ingresos se verían reflejados por cerca de los $80,000 dls. De esto, debemos de restarle el costo por manufactura, por producción, pagarle a los publicistas, a los editores, a los artistas y todavía embolsarse ganancia. Si podemos ver, esto es un negocio que debe de mantenerse constantes para poder ver buenos números a la larga.

Y que la pandemia haya llegado, no fue si no colocar el ultimo clavo del ataúd a tiendas especializadas en comics y vieran cerrar sus puertas después de varios años en el mercado y que afecta directamente las editoriales. Hace escaso un mes, DC Comics tenía que decirle adiós a casi el 80% del personal editorial, debido a la crisis que se está pasando por la pandemia y la necia necesidad por parte de los altos ejecutivos de AT&T de reestructurar su modelo de negocio, ya que el comic no genera los suficientes ingresos que las películas.

Pero, repito, todo viene arrastrándose desde hace años, donde el aumento en la incidencia en las salas de cine para ver una película de Batman o Spiderman acapara toda la semana de estreno, no es tan sustancialmente exitoso que a la salida de un número de su serie regular. Tiene que pasar un evento importante, algún número especial o simplemente la especulación de un comic para que la gráfica de comics vendidos se dispare y así, las tiendas de comics puedan ver también ganancias y que se puedan mantener en el negocio.

Si bien, es un negocio esto de los comics, las tiendas especializadas son una industria artesanal, no hay muchas tiendas en el mundo y las que hay actualmente, luchan para seguir a flote en este barco que sin duda, el COVID 19 fue un iceberg que acabó pegando en él.

Apoya a tu negocio local de comics. Sé un superhéroe y salva a tu tienda de comics. Preservemos este bonito vicio y fomentemos la lectura. Recuerden que no todo es super en los comics y hay para todos gustos, exigentes o flexibles, afuera te espera una revista para que sea leída.

Síguenos en nuestras redes sociales:

Página de Facebook: C506

Grupo de Facebook: C506-Comunidad Geek

Twitter: C506 Latinoamérica

Instagram: C506 Latinoamérica

También puedes seguirnos en nuestro Canal de YouTube.

Te invito a leer:

A 12 años del Death Magnetic, ¿es el albúm mas infravalorado de Metallica?

Ayudanos a continuar generando contenidos buenos y originales, compartiendo nuestro trabajo

Deja un comentario