Socias en Guerra – Reseña *Sin Spoilers*

Ayudanos a continuar generando contenidos buenos y originales, compartiendo nuestro trabajo

2 amigas de toda la vida tienen un negocio, viven el sueño del emprendedor y no necesitan de una pareja para estar completas. Esa es la premisa básica de Socias en Guerra. Pero, ¿Qué tal está el producto final? Veamos.

Mia (Tiffany Hadish) y Mel (Rose Byrne) son 2 amigas con un talento para el maquillaje. Es por ello que deciden abrir un pequeño pero relativamente exitoso negocio donde crean su propia linea de maquillaje manufacturada artesanalmente. Al menos eso parecía, pero Mel le oculta a Mía algunos problemas financieros tras bambalinas. Es en medio de esta crsisi cuando aparece Claire Luna (Salma Hayek), una magnate d ela industria que ofrece salvar su empresa por parte de las acciones. Pero todo es demasiado bueno para ser verdad.

Como comedia de chicas se antoja taaan genérica que vuelve la lista de clichés:

  • Personaje gay con actitud ✓
  • Personaje que es más sabio de lo que creen y acaba dandole la perla a los protagonistas ✓
  • Pelea por un malentendido que parece irreconciliable ✓
  • Final Deus Ex Machina (Todo se resuelve por la aparición de algo o alguien repentino ✓
  • La repetida mención de un elemento que te hace adivinar la resolución de todo ✓
  • Chistes o situaciones graciosas con marihuana ✓
  • Chistes de caca y/o pedos ✓
  • Montajes musicales ✓
  • Comedia de pastelazo ✓
  • Todos los hombres de la película (excepto los gay) son tontos ✓

Y así podriamos seguir. Lo peor que encuentro en esta película es que la motivación de Claire, la villana, no tiene sentido alguno desde el punto de vista de “La maldad”, incluso no tiene consecuencia negativa cuando es derrotada.

Haddish, Byrne y Hayek intentan mantener a flote este barco, pero realmente la película hace agua por todos lados. EN la sala no escuché una sola risa, lo cual es algo grave.  El mensaje de empoderamiento es confuso, se enfrentan entre mujeres y a final de cuentas eternizan el estereotipo de “Mujeres juntas ni difuntas”, por lo que ofendería hasta a su público objetivo. Un desastre.

En conclusión, lo que parecía en el papel una película que podría servir para que el público tenga un momento de distraciión, termina siendo algo insufrible que solo hace preguntarte cuándo terminará. Una película que mujeres y hombres (no) disfrutarán por igual.

No olviden seguirnos en nuestras redes sociales.

Página de Facebook : C506

Grupo de Facebook : C506-Comunidad Geek

Twitter: C506 Latinoamérica

Instagram: C506 Latinoamérica

Síguenos en Youtube Canal de YouTube.

También te puede interesar:

(C506) La Historia de Dick Grayson

Ayudanos a continuar generando contenidos buenos y originales, compartiendo nuestro trabajo

Deja un comentario