(C506) ¡Thor contra los celestiales!

Allá por el año de 1987, Tom DeFalco y Ron Frenz empezaban su largo run en la colección del Poderoso Thor que recién había abandonado Walt Simonson en su memorable estadía. Tom y Ron recurrieron a la nostalgia y a la vieja escuela para traer de nuevo una vibra muy Kirbyesca a la colección y vaya que lo lograron. Tuvieron muchas historias realmente emocionantes, pero en este articulo nos centraremos en un trío de números (387.388 y 389) que encapsulan la esencia de lo que es el poderoso Dios del Trueno. Primero revisemos un poco de historia.

El encuentro del poderoso Thor con los Celestiales en su número 300 fue una conclusión épica para una larga acumulación de historias que involucraron la participación de Odín con los llamados «dioses del espacio», salvándose la Tierra de su juicio mortal solo a través de la intervención de terceros. Las apuestas entonces eran literalmente la vida y la muerte; sin embargo, cuando Thor se encuentra de nuevo con estos seres imponentes e invencibles, aprendemos más sobre cómo y por qué los Celestiales llevan a cabo su juicio, mientras se prepara para proteger a otro mundo de su presencia asombrosa pero potencialmente mortal.

300

Thor ha aterrizado en el planeta Pangoria, un mundo cuya población está desesperada por evacuar al espacio, ya que también se enfrentan al juicio de los Celestiales. Sin embargo, su desesperación se ha convertido en pánico porque un grupo armado de piratas, que habían conquistado a los habitantes de Pangoria y han estado utilizando este mundo como un refugio para ellos y otros ladrones, se han apoderado del puerto espacial de su planeta. Ahora estos hombres despiadados, dirigidos por el cruel Pegas, permiten el paso solo a aquellos que pueden alcanzar su precio exorbitante. Pegas rastrea la forma de Thor al momento de impactar con el planeta, y reacciona con incredulidad al hecho de que aún vive, y esto teniendo en cuenta que también sobrevivió al impacto de un misil mortal lanzado por el mismo Pegas (bajo la creencia errónea de que la forma de Thor era un arma de los Celestiales).

thor387

thor388_14

Pegas es un verdadero oportunista, y procede a curar las lesiones de Thor para que recupere su salud, ya que supone que la capacidad de Thor para sobrevivir a tal trauma podría indicar un nivel de poder capaz de detener el juicio celestial y, por lo tanto, ser la salvación de Pegas y quizá de pilón, de Pangoria también.  Thor aún no se da cuenta del tipo de hombre con el que está tratando; solo concluye que le debe a Pegas una deuda por salvar su vida, que por supuesto viene como música a los oídos de este. Desafortunadamente, Thor tampoco se da cuenta del alcance que su deuda con Pegas abarcará, pero el carácter de Thor siempre se ha definido por el honor y la rectitud. Así que una vez que descubra la naturaleza de esta amenaza, lo enfrentara audazmente, incluso sabiendo que sus posibilidades de éxito son escasas o nulas.

thor389_2

Para tratar de nivelarse de alguna manera contra un enemigo tan formidable, Thor vuelve a ponerse la armadura especial que una vez forjó para protegerse cuando sus huesos fueron maldecidos por la diosa de la muerte, Hela, y los hicieron vulnerables a las lesiones. Pero aún quedan preguntas para el Dios del Trueno: ¿Cómo puede Arishem, el Celestial al que se enfrenta, estar nuevamente listo para concluir el juicio de un mundo de 50 años, si solo una fracción de ese tiempo ha pasado desde que Thor lo desafió en la Tierra? Y lo más importante, ¿cómo derrotar a un ser de 600 metros (2,000 pies) de altura que ha desafiado su poder en el pasado.? Una de esas preguntas tendrá una respuesta, pero queda por ver la resolución de la otra. Como no hay tiempo para llamar a la Avispa, quien probablemente podría darle a Thor algunos consejos para ir a la batalla contra lo que parecen ser enemigos gigantescos, Thor decide hacer lo mejor que pueda. En miles de batallas en las que se ha enfrentado a enemigos increíblemente poderosos, el «mejor esfuerzo » de Thor a menudo demostraría estar a la altura de la tarea, incluso superarla ¿Pero un enemigo de esta magnitud?  Si bien Thor ha sido humillado antes por seres de tal estatura, aun así, enfrenta a su «mayor» desafío en la forma de este Celestial que lo ha educado tan dramáticamente en los límites de su poder.

thor387_18b thor387_16

Pero su situación irá de mal en peor, porque después de todo, Arishem ha dictado su juicio y ha llegado el momento de que otro de sus hermanos llamado «Exitar el ejecutor” lleve a cabo lo que se ha decretado al respecto. Ante esta nueva amenaza, enfrentar a Arishem parecerá un juego de niños para el asombrado Dios del Trueno.  Todo esto ocurre solo en la primera de 3 partes. Toma eso, narración descomprimida.

thor387_21-22

Cuando empieza la segunda parte de esta historia nosotros como lectores comenzaremos a notar la frecuencia con la que el escritor Tom DeFalco hace que los personajes involucrados hablen de los métodos insensibles con los que operan los celestiales: «realizar experimentos genéticos … manipular las cadenas evolutivas …. decidir qué razas vivirán y cuáles morirán «. Todo parece una situación de blanco y negro para las víctimas inminentes en Pangoria, así como para Thor, quien solo se ha ocupado de la amenaza que representan estos seres y nunca los ha investigado más allá de su aparente asociación con Odín Thor solo sabe que esta raza de seres una vez casi destruyó la Tierra, sin ninguna explicación o aparente respeto por las vidas que serían eliminadas. No veremos nada en la Parte Dos que nos haga dudar de las acusaciones de los Celestiales, y Thor no se desviará de su decisión de defender a Pangoria de su incursión, y se centra en su nuevo y enorme amenaza.

thor388 thor387_20

Envalentonado por la ventaja de una repentina vulnerabilidad en su enemigo, el Dios del Trueno penetra en lo que parece ser el cráneo de Exitar, solo para descubrir un ambiente totalmente extraño e incomprensible, que contiene muchas amenazas extrañas que debe superar para alcanzar su objetivo. Mientras tanto, Exitar ha actuado en concierto con Arishem para rodear el planeta en una barrera de energía impenetrable, impidiendo que cualquiera de los habitantes busque escapar en las naves y evitar el juicio que caerá sobre ellos.  Pegas hace planes encubiertos para usar su flota de barcos para sus propios fines con el fin de salvarse, incluso si eso significa abandonar a Pangoria a su destino.  Mientras Pegas redefine el significado de «despreciable», Thor continúa luchando, penetrando membrana tras membrana del cráneo de Exitar para acercarse más a lo que él cree que es la mente del celestial. En consecuencia, el nivel de resistencia al que se enfrenta se vuelve más letal, a medida que las nuevas amenazas lo atacan cuando más se acerca de su objetivo. Thor se da cuenta de que la tarea que tiene ante él requerirá su mayor esfuerzo, y utiliza un método para enfocar su poder similar al empleado cuando expulsó al hambriento Galactus de su ataque al Ego, el planeta viviente. Este ataque que intenta aquí será aún mayor, y el precio que impondrá será aún más alto, por cierto. Esto resulta en que Exitar, como Arishem antes que él, se tambalee por un momento a causa del ataque supremo de Thor, pero el resultado es insignificante, ya que ni Exitar ni Arishem se desvían de su mortal objetivo. Aún peor para Thor es el hecho de que su lucha dentro del celestial no se reduce, ya que una nueva amenaza se cierne hacia él, y esta vez, lo tendrá que enfrentar sin Mjolnir.

thor389_7 thor388_24

En la parte 3, pocos seres que hablan hacen valer sus palabras en una lucha tan bien como lo hace un asgardiano, pero Thor es lo suficientemente inteligente como para darse cuenta de que, sin el poder de su martillo, sus momentos de resistencia están contados y. también sabe que, como único recurso, solo tiene que llegar a su objetivo para que, con suerte, esta lucha llegue a un abrupto final,

thor389

Por fin Exitar reacciona notablemente, ya que mientras la flota de naves de ataque de Pegas continúa zumbando ineficazmente sobre su cabeza en inútiles ataques, por dentro Thor es sometido a un intenso examen, hasta que, finalmente, es expulsado por su enemigo

thor389_11 thor389_12

Mientras la mujer llamada Myla ve a Thor (así como a los jóvenes abandonados que están a su cargo), el fatal momento tan temido  finalmente llega cuando Exitar, actuando en concierto con Arishem, lleva a cabo la orden de ejecución de Pangoria;  pero estamos a punto de ver que, para los Celestiales, el término de “Ejecución” tiene mucho más significado ya que la muerte llegará para algunos pero también llega una nueva vida, no solo para el planeta sino también, inesperadamente, para los sobrevivientes.

thor389_13-14

mila

(Probablemente puedas adivinar en qué campo se encuentran Pegas y sus hombres). Es un giro maravilloso que ni Thor se esperaba, justo después de haber admitido su fracaso para defender a Pangoria y su gente. Es la primera vez que los Celestiales se han dignado a comunicarse con Thor, mostrándonos una indicación más clara de su propósito, o, al menos, uno de sus propósitos, si suponemos que no todos los mundos son tratados así. De cualquier manera, Thor tiene claro de manera inquietante que las normas según las cuales juzgan a otras razas no requieren ni su comprensión ni su consentimiento, normas que están alineadas con un término muy subjetivo: «dignidad», ahora debemos considerar que los Celestiales no están solos al dictar tales juicios. Por ejemplo, el propio Odín ha dictado juicios o ha tomado decisiones que tienen en cuenta la valía de los demás, desde una persona hasta un grupo o una raza entera (como fue el caso de la raza de seres que crearon Mangog); de hecho, solo tienes que mirar la inscripción en el martillo de Thor para tener una idea del uso del valor de dignidad que da Odín como medida del destino de otro.

thor389_18 thor389_17-18 thor389_20

Y hablando de la poderosa Mjolnir, ¿han terminado sus días de convocar a la tormenta y ser arrojada hacia los enemigos de la justicia? ¿Se reduce a un montón de pedacitos que Thor ha recogido cuidadosamente en un saco? Tal final indigno para el martillo encantado no debe de ser, ya que parece que incluso los Celestiales han llegado a respetarla, y con el rayo de poder que brota del replicoide (la forma en que los celestiales se comunican) Thor encuentra su martillo restaurado, y más aún.  Con esta historia, ahora tenemos un ángulo interesante para ser considerado en futuros encuentros con los Celestiales, uno que ciertamente arroja una nueva luz sobre Thor # 300, donde los Celestiales estaban listos para emitir su juicio sobre la Tierra. Si la fórmula de la palma de Arishem para el destino de la Tierra hubiera sido similar a la que se produjo para Pangoria, ¿habría estado Thor tan cómodo como parece estar al final de esta aventura? ¿Habría sido como aceptar el juicio de «purificación» de los Celestiales, al descubrir que una parte de la población de la Tierra (quizás incluso una mayoría) había sido eliminada, dejando solo a aquellos una raza alienígena considerada digna de sobrevivir? Y si las circunstancias para la Tierra no fueran similares, ¿qué habría implicado un juicio de los Celestiales? Temas interesantes para que Thor reflexione, y quizás pueda reflexionar sobre el tema algún día, pero los Celestiales han emitido su juicio, y Thor ha sobrepasado su bienvenida, tanto si está de acuerdo con esa evaluación como si no.

thor389_19a thor389_19

Esta historia fue traída a ustedes por:

Script: Tom DeFalco
Pencils: Ron Frenz
Inks: Brett Breeding
Letterer: John Workman

thor1

Síguenos en nuestra redes sociales

Página de Facebook : C506

Grupo de Facebook : C506-Comunidad Geek

Twitter: C506 Latinoamérica

Instagram: C506 Latinoamérica

Siguenos en Youtube Canal de YouTube.

 

Tambien esto de seguro te interesa

¡Ya hay precios para Kevin Eastman en La Mole!

Un comentario sobre “(C506) ¡Thor contra los celestiales!”

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.